Subscripción electrónica

lunes, 19 de junio de 2017

COLOMBIA: En Buenaventura, venció el tesón y la persistencia



El paro cívico, que movilizó de manera constante a una ciudadanía cansada de la violación de sus derechos fundamentales, colocó en jaque al gobierno al bloquear la salida de las mercadería que desde distintas coordenadas mundiales llegan al puerto localizado en esta parte del país. Tal vez por ello el gobierno concedió una parte importante de lo exigido por quienes protestaban, pues la crisis económica ya evidente en el país, más la cacareada Regla Fiscal tienen maniatado a una dirigencia oligárquica para la cual primero son las mercaderías que la gente, como primero son sus compromisos con el Fondo Monetario Internacional (FMI, artífice de la mencionada Regla) que suplir las evidentes falencias que padecen millones de connacionales.




El Gobierno llega a este acuerdo, hay que recordarlo, tras intentar romper por todos los medios la voluntad de lucha de este pueblo, para lo cual desplegó centenares de efectivos policiales, así como del ejército, sin lograr intimidar a quienes saben que se estaban jugando un futuro digno para ellos y para las generaciones que vendrán. Los más de 350 heridos por la acción violenta del establecimiento quedará como huella imborrable en la memoria de pobladores que por años han padecido la acción violenta de los paramilitares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario