Subscripción electrónica

lunes, 31 de julio de 2017

España lidera el abuso y automedicación de fármacos utilizados para patologías psiquiátricas.





Es frecuente que podamos utilizar los nombres de los medicamentos dentro de nuestro lenguaje coloquial: “tómate un lexatín si estás estresado” o “duerme hoy con Orfidal” frente al “no sé qué me pasa, me voy a tomar un Rubifén a ver si me activo”. Actualmente el uso inapropiado de sedantes del tipo lorazepam, diazepam, bromazepam, alprazolam es absolutamente alarmante y ya podemos hablar de adicción; primero entre mujeres y no muy lejos, los hombres que además los utilizan con algo más. Algunas personas los toman a diario para estar tranquilos y es muy frecuente que se tomen junto con cocaína o alcohol sin pararse a pensar las consecuencias. A este uso y abuso de fármacos prescritos por facultativos se conoce como adicción latrogénica.

No hay comentarios:

Publicar un comentario